EN UN ACTO EN ZARZA DE TAJO SOBRE LOS MAYORES

Núñez se compromete con las residencias y vaticina lo que pasará en dos años en la región

Paco Núñez en el acto sobre mayores que ha celebrado este sábado el PP en Zarza de Tajo (Cuenca) Paco Núñez en el acto sobre mayores que ha celebrado este sábado el PP en Zarza de Tajo (Cuenca)

El presidente del Partido Popular de Castilla-La Mancha, Paco Núñez, ha mostrado este sábado su compromiso con la protección de la política social y asistencial en las residencias de mayores de la región para que tenga la calidad que merecen sus usuarios. En el mismo acto ha vaticinado que dentro de dos años será presidente de Castilla-La Mancha.

El presidente del PP en la región ha participado en un acto en el que se ha rubricado y ratificado el manifiesto al que hoy se suma y en el que se asegura que los mayores de Castilla-La Mancha son personas muy válidas y en el que también se encuentra el compromiso de impulsar el empleo en las residencias y mejorar las condiciones laborales de los trabajadores, todo ello con el fin de dispensar un servicio de calidad para los mayores, aquellos que nos han dado la vida y han construido el futuro de nuestra tierra. 

Núñez, que ha vaticinado que dentro de dos años será presidente de la Junta, hará patente este compromiso "con el mayor de los esfuerzos posible". 

El acto, que ha tenido lugar en la localidad conquense de Zarza de Tajo, en las inmediaciones de la Residencia de Mayores Nuestra Señora de las Candelas, ha contado con la presencia y el testimonio del alcalde del municipio, Pedro Antonio Belinchón; la concejal de Sanidad de Zarza de Tajo, Raquel Vellisca, así como de la gerente de viviendas de mayores de las provincias de Guadalajara y Cuenca, Natalia López; el médico jubilado que ha estado asignado a residencias de mayores, Pedro Jareño; el responsable del área de Bienestar Social en el PP-CLM, José Antonio Martín-Buro, y el presidente provincial del PP de Cuenca, Benjamín Prieto

El presidente del PP-CLM ha comenzado su intervención guardando un respetuoso minuto de silencio por los mayores que han fallecido en las residencias durante la pandemia, tras esto, Núñez ha relatado su compromiso de trabajar por la mejora de la calidad asistencial, así como de reconocer el trabajo de las personas empleadas en residencias de la región. 

Durante el acto, y según ha relatado Núñez, se han podido conocer los testimonios en primera persona de aquellos que “no olvidarán el año que hemos pasado”, testimonios de quienes conocen lo ocurrido y nadie se lo tiene que contar porque han pasado meses esforzándose, redoblando turnos, pasando noches sin dormir, con una dedicación constante y con un empleo impagable para que las personas mayores mantengan su calidad de vida a pesar de la pandemia. Personas que han estado en primera línea demostrando que nuestra región, Castilla-La Mancha y nuestro país, España, es lo que es gracias a sus profesionales. 

En cuanto al manifiesto, leído por dos vecinos de Zarza de Tajo, Paco Núñez ha aseverado que es “el compromiso del PP-CLM y mío como jefe de la oposición, pero también la hoja de ruta con la que trabajamos la política social con las residencias y el programa de gobierno para cuando gobernemos Castilla-La Mancha”, y ha añadido que “gobernaré esta tierra con estos compromisos y desarrollaremos políticas cumpliendo con la palabra que hemos dado hoy porque somos gente a la que nos gusta cumplir con lo dicho”. 

En ese punto, el presidente de los populares castellano-manchegos ha recordado que, ayer se cumplió un año de las declaraciones del presidente de la Junta, Emiliano García-Page, en las que decía que las personas que viven en residencias de mayores son personas ‘no válidas que no podían cantar ni bailar por la noche’, gente que según afirmaba Page ‘está malita’ y a los que cualquier enfermedad les iba a hacer morir. 

Sobre esas declaraciones de Page, Núñez ha mostrado su vergüenza al ver cómo un presidente se dirige así a personas, y ha invitado al presidente regional, a Page, a que visite una residencia de mayores para comprobar que los mayores de Castilla-La Mancha son personas “muy válidas”. 

Acerca de ese asunto, Paco Núñez ha mostrado su compromiso de que “jamás faltaré al respeto ni hablaré en esos términos de ningún castellano-manchego, pero sobre todo, jamás hablaré así de los mayores de Castilla-La Mancha, que desde las residencias dan ejemplo de vida, de alegría y de fortaleza”. 

El máximo responsable del PP-CLM ha indicado que “desde el PP tenemos claro que el bienestar social pasa por cuidar a nuestros mayores, por eso planteamos programas de envejecimiento activo, que también pasan por ayudar a alcaldes y a diputaciones para el mantenimiento de la actividad en estas personas, además de apostar por las residencias y las viviendas de mayores, por su mantenimiento y por la construcción de nuevas, sobre todo en el mundo rural ya que genera empleo y es un recurso de primer nivel para que los mayores puedan estar cerca de sus familias”. 

Núñez ha hecho referencia también a su apuesta por el empleo, haciendo un alegato por todos aquellos que han trabajado con esfuerzo y sacrificio por nuestros mayores. Llegados a ese punto, el presidente del PP se ha preguntado cuántas personas en la región han pasado noches sin dormir, jornadas interminables o se han tenido que proteger con EPIS donados para mantener nuestras residencias en marcha. Ahí es cuando ha reiterado su agradecimiento a los profesionales que han trabajado en las residencias, porque su “esfuerzo, trabajo y dedicación” permite que los mayores sigan arropados en un momento complicado, y ha pedido un aplauso a los asistentes al acto por su profesionalidad y entrega. 

Por último, el presidente del PP-CLM ha recordado la dureza de estos meses, para todos pero en especial para los mayores, que no han contado con el abrazo de un hijo o un nieto, que no han podido dar su paseo diario y que han vivido sin una parte fundamental de la vida como es el cariño o la amistad. Unos meses, según Núñez, sin un gobierno regional o nacional que pusiera solución a sus problemas. 

“El virus se cebó con las residencias de mayores, por eso ahora merecen nuestro cariño y que estemos cerca y con ellos”, ha concluido Paco Núñez.

Compartir