HA PROVOCADO UN ENORME AGUJERO

Comienzan los arreglos del principal colector de saneamiento de Cuenca

Agujero en el colector de saneamiento de Cuenca. Foto: Ayuntamiento Agujero en el colector de saneamiento de Cuenca. Foto: Ayuntamiento

Las actuaciones previas para arreglar el principal colector de la ciudad de Cuenca, que ha provocado un gran agujero en el patio de un colegio del centro de la capital, empiezan este miércoles con cortes de tráfico durante dos semanas en una de las principales vías de comunicación, República Argentina.

Según ha informado el Consistorio conquense en una nota, el daño en el colector de la calle Astrana Marín, que implicó que su capacidad de evacuación quedara mermada en más de un 80 por ciento, obligó a que la empresa pública Aguas de Cuenca creara un camino de evacuación alternativo al circuito averiado.

En concreto, se colocó un mecanismo de bombeo en la rotonda González Palencia y de una tubería provisional conectada al colector de la calle República Argentina, próximo a la zona del daño.

Por ello, de forma previa a las obras de reparación del colector principal, es necesario asegurar el desvío provisional y efectivo del caudal de agua de manera que pueda circular "incluso en situaciones desfavorables de lluvias torrenciales" propias de esta época del año, precisa la nota.

La envergadura de la obra es tal que ya ha sido declarada de "emergencia" por la Junta de Gobierno Local, a la vez que el Ayuntamiento de Cuenca ha acordado derribar de manera integral el contiguo pabellón polideportivo "Luis Yúfera", que presenta además daños.

Las obras, con una duración de dos semanas, incluyen hacer una zanja hasta cuatro metros de profundidad para poder hacer la citada reparación.

Según informó en su momento el alcalde de Cuenca, Darío Dolz, un tercio de las aguas residuales y pluviales de la ciudad discurren por este colector, que presenta una gran avería a 18 metros de profundidad y mantiene abierto un gran agujero en el patio del colegio "Astrana Marín".

Después está previsto el arreglo del colector, una obra que podría costar cerca de 2 millones de euros, según las primeras estimaciones municipales.

Compartir