PARA 1.360 PERSONAS

‘Dipualba Protege’ subvencionará este año 69 itinerarios formativos

El programa ‘Dipualba Protege’ subvencionará este año 69 itinerarios formativos para 1.360 personas en situación de vulnerabilidad, lo que supondrá una inversión de casi dos millones de euros por parte de la Diputación Provincial de Albacete y de otros 7,8 millones de euros procedentes del Fondo Social Europeo (FSE).

Así lo ha recordado este jueves el presidente de la Diputación, Santiago Cabañero, en el transcurso de la visita al curso sobre atención sociosanitaria a dependientes en instituciones sociales que se está impartiendo para una veintena de alumnos en situación de vulnerabilidad en la localidad albacetense de Barrax.

En su intervención, Cabañero ha indicado que el programa ‘Dipualba Protege’ aglutina un total de 68 itinerarios formativos, entre competencias básicas y certificados de profesionalidad, que se desarrollarán en otras tantas localidades de la provincia, cinco de los cuales ya se han impartido en Albacete capital y Hellín y han versado sobre promoción para la igualdad, inserción laboral de personas con discapacidad y competencias clave.

De igual forma, otros nueve itinerarios formativos se encuentran en estos momentos en estado de ejecución, lo que permitirá la formación en atención sociosanitaria a personas dependientes, en itinerarios de baja y media montaña, en auxiliares de agricultura o de elaboración en industrias alimentarias y en operaciones básicas de cocina.

Según ha avanzado el presidente de la Diputación, la previsión es que a finales de abril o comienzos de mayo un total de 23 cursos estén en marcha o finalizados, beneficiando así a 460 alumnos en las distintas disciplinas formativas y registrando un nivel de ejecución del proyecto del 34 por ciento, informa la Diputación en un comunicado.

Acompañado por la alcaldesa de Barrax, Josefina Navarrete, y el vicepresidente de la Diputación, Francisco Varela, Santiago Cabañero ha matizado que con el proyecto ‘Dipualba Protege’, la institución que él presidente quiere cumplir los objetivos de desarrollo rural, la sostenibilidad y la discriminación positiva “para paliar desigualdades”.

“Trabajamos desde el convencimiento de que la formación para el empleo es, sin duda, una de las mejores herramientas posibles para que las personas mejoren sus posibilidades de futuro y para que lo hagan en el medio rural”, ha defendido el presidente del Palacio Provincial, quien ha considerado que de este modo se conseguirá fijar población y avanzar en el reto de “no expulsar” a la población del medio rural por falta de oportunidades profesionales.

En el caso concreto del curso formativo de Barrax, Cabañero ha subrayado que el certificado de profesionalidad que van a obtener permitirá al alumnado trabajar en residencias, centros o casas de mayores, en los servicios de ayuda a domicilio, asociaciones sociosanitarias o centros de día, entre otras alternativas.

Compartir