AUMENTO DE LA LICITACIÓN

Nacho Hernando defiende que la obra pública ayuda a Castilla-La Mancha a salir de la crisis

Castilla-La Mancha se ha situado como la tercera comunidad autónoma donde más ha crecido la licitación pública en el primer mes del año con respecto a enero del año anterior.

De esta forma, la Comunidad Autónoma ha pasado de 1,7 millones de euros licitados en enero del 2020 a 8,2 enero del 2021, lo que supone un incremento de la licitación de un 395% con el inicio del año, solo por detrás de País Vasco que aumentó un 874% y Andalucía que lo hizo en un 466%. Con respecto a la media nacional, Castilla-La Mancha se sitúa muy por encima de esta, donde la licitación pública ejecutada por todos los organismos públicos del país cayó un 15,4%, ha informado la Junta en nota de prensa.

En este sentido, el consejero de Fomento, Nacho Hernando, ha destacado que lo que hay que tener en cuenta con respecto a la crisis que ha provocado la pandemia sanitaria "es que tenemos que abordarla de una manera distinta que la anterior crisis financiera, a través de una mayor participación, con un presupuesto de gasto y contracíclico".

Hernando ha remarcado que "de esta manera, el Gobierno de García-Page apuesta por una salida de la crisis provocada por el coronavirus totalmente opuesta a la salida de la anterior crisis donde se recortó en el ámbito público y se hicieron responsables de las dificultades económicas a la Sanidad, la Educación y los Servicios Sociales".

Asimismo, el responsable de Fomento ha puesto en valor como "el Gobierno regional está apostando por un modelo de inversión que genera riqueza a largo plazo" y a ello también van a contribuir los fondos 'Next Generation', que, al ir destinados a mejoras en la sostenibilidad, digitalización y el reto demográfico van a contribuir a un cambio en el modelo productivo". Además, ha añadido que su efecto sobre el crecimiento económico "tendrá retorno y será duradero".

Y esto, ha concluido Hernando, "es esencial para plantear las soluciones que tienen que atajar tanto una crisis sanitaria coyuntural derivada de la pandemia, como los problemas estructurales que ya padecíamos como país de manera anterior al virus, en especial el desempleo de larga duración y la cohesión social y territorial".

Compartir