ACORDADO EN EL PLENO

Unanimidad en las Cortes para defender al sector del calzado frente a los aranceles

Foto de archivo Foto de archivo

Las Cortes de Castilla-La Mancha han reconocido la importancia de la industria del calzado en la economía de la región, así como las dificultades que atraviesa el sector, y por ello han instado al Gobierno central a mantener en suspenso la Tasa Google mientras se negocian las propuestas de diferentes países en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico y tome una decisión, al respecto, la Unión Europea.

En una declaración institucional que ha leído el secretario primero de la Mesa de las Cortes, Ángel Tomás Godoy, al inicio del pleno que se ha celebrado este jueves en el parlamento regional y que se ha aprobado por asentimiento de los tres grupos parlamentarios -Cs, PP y PSOE-, que también son los impulsores de la misma, las Cortes castellano-manchegas han destacado que el sector del calzado emplea a más de 37.000 personas en toda España, de las cuales más del 40 % empleo femenino.

También ha subrayado que Castilla–La Mancha es una de las comunidades donde la industria del calzado tiene un mayor peso dentro de España, no solo en lo relativo al empleo sino también en materia de exportaciones, ya que supone el 13 por ciento del total nacional y, en esta línea, ha señalado la importancia del mercado estadounidense para las exportaciones de la industria del calzado en Castilla-La Mancha, que rozaron los 30 millones de euros en 2019 en el mercado internacional.

Y ha recordado que consecuencia de la aplicación en España, y en otros países europeos, de la llamada Tasa Google a las multinacionales de la tecnología digital, el Gobierno de EEUU ha manifestado su voluntad de aplicar un arancel extra del 25 por ciento a las importaciones estadounidenses de calzado procedente de la Unión Europea, lo que supondría un sobrecoste para las empresas regionales que exportan su producto al mercado estadounidense, además de la contracción ya sufrida por el mercado debido a los efectos de la pandemia.

Por todo ello, las Cortes regionales se han mostrado "plenamente conscientes" de la situación en la que se encuentra la industria del calzado en Castilla-La Mancha y han reconocido la aportación del sector a la economía de la región.

También ha respaldado a la industria del calzado y la marroquinería, tanto a empresarios como a trabajadores, y ha instado al Gobierno central a que tenga en cuenta las reivindicaciones del sector en lo relativo al impacto por la aplicación de aranceles a las exportaciones por parte de los Estados Unidos, derivado de la puesta en marcha de la ley del impuesto sobre denominados servicios digitales.

En este sentido, ha instado al Gobierno de España a mantener en suspenso la denominada "Tasa Google" mientras se negocian las propuestas de diferentes países en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico y tome una decisión al respecto la Unión Europea.

Asimismo, ha instado al Ejecutivo central a que negocie una solución que impida que EEUU adopte medidas unilaterales derivadas de una futura aplicación de impuestos digitales, que penalicen a sectores nacionales como el calzado.

Compartir