MEDIO AMBIENTE

Un centenar de municipios de Toledo entran en la emergencia cinegética por los daños de los conejos

FOTO: Europa Press. FOTO: Europa Press.

Un centenar de municipios de la provincia de Toledo han sido incluidos en la prórroga de la declaración de comarca de emergencia cinegética temporal por daños de conejo de monte en Castilla-La Mancha en zonas de daños a cultivos agrícolas.

Así lo ha indicado este viernes en una nota de prensa la Delegación de la Junta de Comunidades en Toledo, tras la reunión que ha mantenido el delegado provincial de Desarrollo Sostenible, Tomás Villarrubia, con el alcalde de Villafranca de los Caballeros, Julián Bolaños, para abordar este problema, ya que es uno de los municipios de la comarca de la Mancha más afectados por la sobreabundancia de conejos.

Villarrubia ha señalado que el objetivo de la prórroga de esta norma hasta el 8 febrero de 2022 es prevenir daños en el sector agrícola, respetando el equilibrio medioambiental, así como dotar de herramientas suficientes a los titulares de los cotos, cazadores y agricultores para una mayor efectividad en el control localizado de daños a determinados cultivos agrícolas.

Asimismo, ha apuntado que la continuidad de esta declaración cinegética que afecta a 295 municipios de Castilla-La Mancha, obedece a que existen evidencias significativas de daños en cultivos agrícolas asociados a ubicaciones concretas, donde las poblaciones de conejo encuentran condiciones favorables para su reproducción hasta niveles muy elevados.

Presencia cinegética insuficiente

Entre las condiciones que favorecen altos niveles de reproducción figuran la ausencia de depredadores y una presión cinegética insuficiente en espacios como cauces secos de arroyos, lagunas desecadas, terraplenes de carreteras o líneas férreas.

En las zonas en las que se da esta sobreabundancia, los conejos causan unos daños que llegan a ser importantes en cultivos leñosos en ausencia de prácticas agroambientales, como coberturas vegetales bajo arbolado o linderos con la que los conejos encontrarían alimentación suficiente para disuadir el daño a la viñedos, olivares, pistacho o almendros.

No obstante, Villarrubia ha recordado que bajo el amparo de esta norma no se pueden cazar conejos en todo el término municipal, sólo en zonas concretas donde hay daños y sobrepoblación. Asimismo, recuerda la obligatoriedad de comunicar a la Administración la zona donde se van a controlar los conejos.

Compartir