Cartas al director

CARLOS ASTIZ Y HORACIO CAPEL - Martín Martínez (28 de abril de 2021)

Tengo delante, sobre la mesa, dos trabajos: El trabajo de un representante de la derecha: "Soros y la alianza entre la izquierda y el gran capital". Y el trabajo de un representante de la izquierda: "Hacen falta Alternativas".

El primero, me parece desconcertante. El segundo contiene una lógica aplastante. 

El primero me hace pensar en ese dicho sobre la información periodística: "Si un perro muerde a un hombre. ¡Eso no es noticia!. Si un hombre muerde a un perro. ¡Eso sí!".

El segundo me hace pensar en las alternativas que propone el geógrafo Horacio Capel: Al consumismo excesivo, y al exceso de residuos, para no colapsar el planeta. A la desigualdad excesiva y la pobreza extrema, para sentirnos todos más seguros, y evitar las grandes migraciones.

Carlos Astiz. Nos pinta un panorama raro: “Las izquierdas quieren reducir, la fortaleza de las personas, la importancia de la familia, y la población mundial, para implantar con más facilidad una dictadura”. Para mi es la idea que transmite. Una idea, desde la cual, se pueden afirmar cosas muy raras, y negarlo casi todo. Incluso la veracidad de las últimas amenazas con balas y navajas.

V CENTENARIO DEL LEVANTAMIENTO DE LAS COMUNIDADES DE CASTILLA - Román Sánchez Maeso (21 de abril de 2021)

La “Junta de Comunidades”, una institución apropiada por algunos e inventada en el contexto de la puesta en marcha del Estado de las Autonomías, conmemora en estos días el V centenario del “levantamiento” de las Comunidades de Castilla.

Los historiadores no se ponen de acuerdo en determinar exactamente el carácter de esa rebelión, levantamiento, revuelta, etc..

Los motivos... la recaudación de impuestos, las contribuciones de las ciudades para sufragar las guerras imperiales y la llegada al trono de Carlos I; la pérdida de poder de la nobleza castellana en favor de los cargos extranjeros que venían con el nuevo Emperador; las luchas de poder por el trono de Castilla, etc.

El caso es que esa idea de “nacionalismo” castellano derivado de la Guerra de Comunidades quedó neutralizada, fragmentada y desbaratada con las nuevas y nacientes Autonomías.

Ahora, el Gobierno Regional con esta conmemoración, hacen suyos esos valores “revolucionarios” cuando ellos representan hoy por definición, el “Poder del Emperador”, aunque venido a menos.

Emiliano “de Padilla” y María Milagros “Pacheco” (que no son capaces ni siquiera de poner un pendón en el Palacio de Fuensalida o en las Casas Consistoriales reivindicando el río Tajo), son los modernos comuneros de estas tierras corazón de España.

Pero no, ellos no son los comuneros, los comuneros somos nosotros y tenemos una “revolución” pendiente... frente a las subidas de impuestos, frente a la pretensión de tratarnos como borregos del Concejo de la Mesta, frente a los interesados cortesanos y frente a los privilegios del poder, que no han cambiado.

La Historia se repite.

El Canto de Esperanza sigue vivo.

LAS CONSPIRACIONES - Martín Martínez (16 de abril de 2021)

Cada día recibo recibo contenidos en contra del gobierno central, y a favor de la derecha. Un conocido de Murcia, me mantiene informado. Si solo tuviera en cuenta lo que me envía este murciano, pensaría, que la crisis que padecemos es culpa de los socialistas, que no paran de mentir, y que si no nos plantamos, las izquierdas implantarán una dictadura totalitaria, controlando todos los aspectos de la vida y acabando con todas nuestras libertades. (...). «Comunismo o libertad». Este es el grito de guerra de la «salvadora» de Madrid.

Ayer, también vía WhatsApp, me llega un Vídeo: «Depredadores Filantrópicos». El periodista Carlos Astiz, nos pinta un panorama feo: «Las izquierdas, aliadas con el gran capital, quieren reducir, la fortaleza de las personas, la importancia de la familia, y la población mundial, para implantar con más facilidad una dictadura». (Esto, no es literal).

Si solo tuviera en cuenta la conspiración mencionada y las teorías de los que se preocupan poco por el virus. Si solo considerara esto, aplaudiría a VOX, y a los seguidores de la presidenta de Madrid. (...). Pero ¡tranquilos! Considero más cosas.

¿HASTA CUÁNDO? - Luis Cabaneiro Santomé (15 de abril de 2021)

Nos sentimos orgullosos de nuestra justicia porque entre esas cosas que tiene, que nos facilita el llegar al final del día sanos y salvos, está la Fiscalía General del Estado que vela por el bienestar de cada uno de los españoles. Últimamente sin embargo parece que se está despistado o inhibiendo al prevalecer el entretenimiento del país sobre el que uno solo de sus ciudadanos sea el protagonista forzoso de ese entretenimiento, sometido a un análisis público en el que no se encuentra él ni nadie que lo represente presente para poder al menos defenderse de los cargos que se le imputan en tan esperpéntico juicio mediático, independientemente de que al final se demostrara que es culpable de cada uno de ellos.

Si esto lo consiente nuestra justicia significa que debe haber una legislación que lo respalda, lo cual a su vez nos avisa de que formamos ya parte fundamental y legal del peligroso mecanismo que mueve el entretenimiento televisivo y que en cualquier momento podrían disponer de nuestra reputación a su antojo si con ello  consiguen liderar hoy el ranking de audiencia, sino lo consiguieran podrían  mañana tirar de nuevas reputaciones para alcanzarlo. Hay algo en la ética de alguna cadena de televisión que se le ha perdido por el camino y alguna institución debiera tratar de enseñarle dónde se encuentra antes de que se nos pierda ya a todos al ver que todo está permitido.

UN GIGANTE CON PIES DE HORMIGÓN - Nicolás Galán Serrano (12 de abril de 2021)

Lamentablemente volvemos a ver la incapacidad de la Unión Europea de acordar
una estrategia común y abordar un problema que afecta a todos y cada uno de
sus miembros. Comprobamos que sigue siendo un gigante con enormes y pesados pies de hormigón, que reacciona como reaccionó Charles Michel, presidente del Consejo Europeo, ante el desplante del presidente turco Erdogan a su colega Ursula Von der Leyen, presidenta de La Comisión Europea. Como el que ve pasar una vaca desde un tren.

Es triste, para los que estamos convencidos que las soluciones a los
problemas y retos que se nos plantean y se nos plantearán en el futuro pasan
por La Unión Europea, ver que salvo para aspectos económicos y comerciales,
Europa mira para otro lado. No reacciona.

La Agencia Europea del Medicamento, organismo creado para unificar y regular
los medicamentos en toda Europa, es la encargada, en base al trabajo de su
personal científico con la colaboración de las agencias de los países
miembros, de la farmacovigilancia de todos los medicamentos aprobados y en
circulación por todos los estados que forman  el espacio europeo.

Inexplicablemente las naciones europeas no hacen caso a los informes
avalados por estos científicos. No hacen caso a este organismo regulador
europeo y montan una confusión que amplifican, bajo la atónita mirada de las
autoridades europeas, desembocando en que cada uno haga lo que le plazca,
incluyendo la posibilidad de adquirir otras vacunas fuera de las procuradas
por La Unión Europea, lo que conllevaría una lucha de precios y
disponibilidades que ya habíamos conocido al principio de la crisis y que
ahora no la teníamos o estaba más o menos controlada, al ser la propia Unión
Europea la que centraliza las adquisiciones de las vacunas.

Nuestra ministra de sanidad no se cansa de repetirnos que todas la vacunas
son eficaces y seguras pero no se escucha a sí misma, ya que ella fue junto
con los consejeros de sanidad de las comunidades autónomas, la que paró la
vacunación y volvió a dar una voltereta a la estrategia de vacunación que se
tenía aprobada.

 El cuento de la lechera que escasas horas antes nos había contado el
presidente del gobierno de nuestra nación, afirmando que el 31 de agosto
llegaríamos a tener el 70% de la población inmunizada, quedaba en suspenso.
Falta por ver como terminará la estrategia con la vacuna de Johnson que
llegará el próximo martes a nuestro país envuelta ya en polémica por los
mismos supuestos efectos secundarios.

 Continua diciéndonos la ministra que todo se realiza y se realizará
teniendo en cuenta la evidencia científica. No sé a que científicos tiene
ella en cuenta y en consideración. A los de la Agencia Europea del
Medicamento desde luego que no les hace caso, y a los técnicos de su
ministerio parece que tampoco. Quizá este buscando a alguno que la cuente lo
que quiere oír.

No recuerdo a ningún profesional de la sanidad saliendo en los medios
informativos para hablarnos de las bondades de la vacuna contra la polio,
meningitis o cualquier otra enfermedad. Sin embargo para hablarnos de las
bondades y la seguridad de las vacunas (de todas las vacunas) que evitan la
sangría que esta produciendo la COVID 19,  son cada día más los que
aprovechan la prensa, radio, televisión o redes sociales para animarnos a la
vacunación, entre otras cosas porque no hay otra herramienta a nuestra
disposición para terminar o tener un mínimo de control sobre esta
enfermedad.

Nuestro presidente regional comentó desde Canarias que la gente está mucho
más tranquila de lo que cuentan los medios de comunicación con este lío de
AstraZeneca. Supongo que él lo sabrá, tiene los datos a su alcance y verá si
ha incidido el volumen de vacunación con dicha vacuna pero lo que no sabrá y
debería saber es la desazón que esta produciendo en las personas que se van
a vacunar con ella.

Vacunación que se producirá y se esta produciendo por el convencimiento  y
la apuesta de la gente por terminar con esta pesadilla pero no por la
confianza que se esta trasmitiendo desde los organismos encargados de buscar
soluciones a esta crisis. ¿Qué pasará con los miles de personas, “personal
esencial”  a los que se les ha inyectado la primera dosis? ¿Sabe nuestro
presidente lo que esta pasando por sus cabezas? ¿Tiene algún mensaje para
despejar sus enormes dudas? O simplemente les remitirá a las reflexiones de
la ministra. “Hay tiempo”. “Se estudiará”.

Todos miramos la gestión del gobierno de La Comunidad de Madrid. Ha dado y
sigue dando muestras de estar en otro lado. No sé si en Babia o en Las
Batuecas pero en otro plano donde inexplicablemente, les permiten estar.
Están en otra guerra, es cierto, pero creo que todos deberíamos ser más
críticos con lo que se hace. La autocomplacencia no es buena, no nos hace
avanzar y nos queda camino.

PACIENCIA DOCENTE - Eugenio Luján (6 de abril de 2021)

Llegó Filomena como impetuoso regalo de Reyes, y tendió su majestuoso manto nevado sobre la comunidad. Incomunicó ciudades, pueblos y personas, impidiendo que un gran número de trabajadores pudieran acudir con normalidad a su puesto.

Desde la Consejería de Educación no se les ocurrió otra alternativa que suspender las clases, pero con la necesidad de recuperar esos días lectivos perdidos. Sin caer en la cuenta de que la solución más inmediata y eficaz ya estaba lista desde septiembre, a falta de dar la orden para aplicarla. Porque fue desde su sancta sanctorum, desde esos despachos alejados ya de la tiza pero que dirigen los designios de la educación de esta comunidad, desde donde partieron las instrucciones de programar para este curso todas las asignaturas de cada departamento contemplando la posibilidad de tres escenarios: el presencial, el semi-presencial y el on-line (por si había confinamiento). Lo que, a la hora de programar, supuso triplicar por asignatura el trabajo en septiembre de los docentes.

Evidentemente que estaban previstos por si la pandemia se cebaba de nuevo, pero que -por estar ya todo programado desde inicios del curso-, en cuestión de horas el escenario on-line se habría activado en todos los Centros Educativos: y así, ni los docentes se hubiesen visto privados de dar sus clases, ni sus alumnos el recibirlas. Sin embargo, nadie perteneciente a ese sancta sanctorum de la Consejería de Educación se acordó de esas instrucciones que ellos mismos habían ordenado: ¿para qué, si podemos improvisar otras, y las acatarán sin rechistar? La recuperación de esos días lectivos no tiene su causa en la nevada, sino en una medida política de quienes no supieron activar las instrucciones que ellos mismos impusieron al inicio de curso, y que maestros y profesores habían desarrollado.

Estos días de pasión ha coincidido con la vacunación de los docentes. En Toledo se ha centralizado la de la mayor parte de los Centros Educativos de la provincia, y el final de semana ha sido caótico. Así como en Talavera funcionó de manera ejemplar, en Toledo el jueves se dejó de citar a los afectados; han estado toda la semana santa pendiente del móvil sin poder hacer planes por si llegaba esa citación; llamaban a compañeros para intentar dilucidar el criterio y así intuir para cuando su vacunación; un numeroso grupo de profesores tuvieron que solicitar en ventanilla esa citación que no llegaba, mientras el Sescam y la Delegación de Educación se achacaban las culpas del caos de ese día. Y cuando por fin se procede a la vacunación, en Toledo no registraron ni el lote ni ninguno de los parámetros contemplados en los documentos que todos aportaban.  

Ambas circunstancias son nuevos ejemplos de esas desconsideraciones sobre los docentes, que aún deben agachar la cerviz ante la autoridad y dar las gracias por estar ya todos vacunados, sin ocurrírseles protestar por esos días de fiesta no disfrutados que se pierdan en el limbo de la inutilidad política. A lo que se suma aquella nefasta y dolorosa intervención -que aún duele- del más alto representante gubernativo, donde hace un año relacionaba la necesidad del confinamiento con más vacaciones para los docentes.  Todos sabemos que de esto hay responsables concretos, pero la máxima responsabilidad es suya Sr. Page. Recordando a Cicerón, yo me pregunto: “Quousque tandem abutare, Page, patientia nostra?”

Eugenio Luján. Profesor de Secundaria

PRUEBAS - Luis Cabaneiro Santomé (6 de abril de 2021)

Despreciar al prójimo está mal,  a indiferencia sería una actitud más prudente llegado el punto en que hubiéramos resuelto sobre su culpabilidad. Parece aventurado juzgar en plaza pública al prójimo con el argumento de que todos tenemos derecho a hablar y, efectivamente, la justicia dice que sí, que tenemos derecho a hablar siempre que lo que hablemos no lo perjudique. Es incluso a veces socialmente aplaudida la defensa a ultranza de la sociedad por parte de sus integrantes aún a costa de llevarse por delante reputaciones, pero claro, si tan  inofensivo fuera este proceso no existiría la justicia con abogados que durante años se preparan para demostrar la inocencia o culpabilidad de un imputado.

Sin embargo, los legos en la materia nos permitimos a veces tachar de maltratador a quien ya ha sido absuelto previamente por un tribunal judicial o a un jugador de fútbol como racista amparándonos en las contundentes pruebas que presentan unos colaboradores televisivos ansiosos de lanzar las informaciones más impactantes con tal de liderar el ranking de audiencia, o a las declaraciones realizadas por la supuesta víctima de los insultos racistas a otro jugador y que en todo caso podrían ser una venganza personal utilizando el color de su piel como arma arrojadiza.

Lo que hace grande a la justicia es que llega, la mayor parte de las veces, para acertar, tanto al que recibe insultos o maltratos como a quien realiza falsas acusaciones.

SAN ALONSO DE OROZCO - Manuel Muñoz de Luna Sánchez (4 de abril de 2021)

La Basílica de Nuestra Señora del Prado en Talavera de la Reina se encuentra jalonada con alegorías representativas de personajes ilustres nacidos en nuestra ciudad o con una vinculación a la misma que le hicieron de estar presentes en esta circunstancia, como lo es Fray Hernando de Talavera, nacido en Oropesa, pero por exigencias familiares, sus padres tuvieron a bien residir en Talavera. 

No ha tenido la misma suerte San Alonso de Orozco, igualmente nacido en Oropesa. En Madrid se le conoció como el Santo de los Pobres y el salón de sesiones del Senado se denomina así: "Salón del Beato Alonso de Orozco", por haber tenido ubicado allí el convento de San Agustín al que perteneció. En Valladolid, en la iglesia cercana a la calle Recoletos se le venera en una capillita. También hay constancia de su estancia en Salamanca y otros destinos. En Talavera fundó el convento de las Hermanas Agustinas y se le venera en una iglesia dedicada a su memoria.

En el año 2002 fue elevado a los altares como santo, asistiendo a este memorable acontecimiento, significativa asistencia de devotos fieles a su memoria procedentes, principalmente de Oropesa y Talavera de la Reina.

Es considerable el motivo por el que nuestro santo: San Alonso de Orozco, a quien se le atribuye en Talavera uno de sus milagros, sea merecedor de un recuerdo en la Basílica indicada.

RESURGIR TAMBIÉN ES CIENCIA - Luis Cabaneiro Santomé (17 de marzo de 2021)

Pedro Sánchez podrá gustarte como político o desesperarte como persona, convencerte con sus razones o escandalizarte con sus despropósitos, podrás sentirte seguro con algunas de sus decisiones o temer por la integridad nacional con otras, pero de lo que no cabe duda es de que sabe jugar sus bazas para lograr sus metas y lo hace de diferente forma a otros candidatos, ni mejor ni peor, bordeando lo amoral digamos; tiene una capacidad innata para resurgir de sus descalabros gracias en gran medida a la levedad de sus principios que lo pueden llevar tanto a librarse de un socio por salvar a España, como a librarse de España por salvarse él. El candidato que le dispute la presidencia deberá guardarse de sus estrategias, que no le pondrán el camino fácil, y de su capacidad para ampliar los límites de la ética política en función de la gravedad de los problemas. 

OCUPAS: LA INVASIÓN DE LOS BÁRBAROS - José Miguel Díaz (16 de marzo de 2021)

No sabiendo a quién dirigirme, se me ocurre hacerlo a los medios de comunicación que quieran publicar este escrito. Lo hago en mi calidad de administrador de fincas. De profesional dedicado a la colaboración con los propietarios de un edificio a mantener el orden de los elementos comunes y su mejor conservación.

Suelo, en mi trabajo, atender muchas demandas de los propietarios, cuya solución no está, por desgracias, en nuestras manos. Una de ellas es la invasión de los bárbaros del SIGLO XXI: LOS OCUPAS.

Son gentes con desarraigo, defensores de la libertad y la igualdad, de los derechos a poseer una vivienda y un lugar donde vivir. Gustan de usar las cosas de forma desordenada, su modo de vida es una constante improvisación o transformación del medio en el que se desenvuelven y desarrollan. Aman la música, los animales, y el consumo de cosas según han podido apropiarse de ellas. No son nada exigentes con la calidad de lo que beben, fuman o comen, ya que la impronta es la forma en que se organizan. El silencio es algo que sólo respetan cuando el cansancio les vence, mientras tanto, se comportan con la naturalidad de un animal en su medio ambiente. Nacen de la desocupación laboral, de la falta de caminos que seguir, y son conscientes de que tienen un poder ilimitado sobre el entorno. Poseen el voto. Esa moneda que intercambian con políticos que viven alejados de ellos y de su realidad, por leyes que dan soltura a sus desmanes. Están protegidos por una élite que no arriesga nada y que sabe que cuanto mayor sea el poder de estos ignorantes, mayor será su posibilidad de mantenerse en el poder. Cuantos más sean, más votos tendrán.

Mientras tanto, los colonizados, los expropiados, mantienen sus obligaciones, de pagar sus cuotas comunitarias, arreglar los desastres que esta subespecie causa, durante el tiempo que están en el trabajo. Enganches a la luz que otro tiene que pagar, porque alguien les concede un derecho natural, y las propias empresas oligarcas, te dicen, cuando pides que reparen los daños causado, que eso no es competencia de ellos, y que además es muy delicado intervenir en un asunto de esa clase, que pueden llevarte ante los tribunales por atacar a esta especia animal protegida, que es el ocupa. Si llamas a la policía, denunciando que se consume y trapichea con estupefacientes, te piden que aclares más el asunto, porque no se puede intervenir, las leyes, parece ser, no lo permiten, y por tanto su actuación sería inútil. Y no acuden. Y si van es para mirar y marcharse.

Los ocupados, se ven de pronto, que costean la civilización a  los poderes públicos a base de impuestos, reparaciones de daños provocados, sin más apoyo que su esfuerzo, silencio e impotencia. Porque a la chusma de bárbaros, se le ha sumado, embelesados en no se sabe que ciencia social, la chusma política. LOS OCUPAS, son especies protegidas, los civilizados son seres afortunados cuya situación es de privilegio, por lo que deben soportar a estos desfavorecidos que lo ensucian todo, hasta la convivencia y las relaciones sociales de los vecinos.

Cuando se habla de las viviendas de los bancos, esas que siendo de ellos administran las fuerzas políticas impidiendo que las desocupen, los políticos se olvidan de los que conviven con este género de neandertales que en nombre de la progresía, se comportan como los zánganos de las colmenas.

Cuando me preguntan, como administrador, qué se puede hacer para dejar de que revienten puertas, dejen colillas de porros por todos los sitios, cuando no agujas, cuando miccionan ellos o sus perros en sitios por donde han de pasar su hijos pequeños, cuando recibes la mirada agresora del ocupa, o la sonrisa del que sabe que te está humillando constantemente, porque te ha ganado el terreno y robado tu casa. Cuando te exige que le des lo que no se ha ganado ni es capaz de mantener, y oyes a los políticos alejarse entre las sombras ante este problema, ¿qué solución puedes darles?, ¿qué se nos puede ocurrir, si somos gentes de paz y acostumbrados a negociar con gente que tiene sentido común?. El miedo a complicarte la vida te paraliza. Y miras al PRESIDENTE DE LA COMUNIDAD AUTÓNOMA, AL DEL GOBIERNO, que se muestran impasibles y solidarios con los invasores de la civilización que hemos ido creando. Porque ellos saben que son cada vez más estos zánganos de la colmena humana, y meterse con ellos es perder la prima del voto. LA ALCALDESA DE TOLEDO acude a socorrer a los afectados de un incendio, pero no mira a los ocupas del barrio de Santa Bárbara, que hacen la vida imposible a las buenas gentes que empiezan a apretar los puños, porque los políticos disponen y la gente sencilla los paga y los sufre. En CAMARENA, la gente de un edificio acude a sistemas de alarmas que no sirven para nada, a proteger sus casas, esas que pagan con hipotecas que generan impuestos para que los políticos, sigan a salvo en las suyas. Con Guardia Civil a las puertas si es necesario.

Como administrador, les miro y les digo que no se puede hacer nada más que denunciar, denunciar y denunciar. Como ser humano, como hombre que vive en medio de esta anormalidad, sé lo que hicieron los romanos ante la invasión de los bárbaros. Lo que han hecho los pueblos que fueron invadidos: defenderse con lo que tenían a mano.

Si ellos, los políticos, no protegen tu forma de vida, tendremos que hacerlo nosotros, si los políticos nos quitan el derecho a vivir con tranquilidad, tendremos que defendernos nosotros, y trasladarles nuestro sufrimiento, inquietando su paz, como inquietan la nuestra. De momento somos más que los ocupas. Tal vez ha llegado el momento de revertir el derecho. Vamos a echarlos y que nos denuncien ellos. Vamos a enfrentarnos y que sientan el mismo miedo que provocan. Vamos a decirles que en mi casa no. Vamos a decir a los políticos que el orden se está subvirtiendo, y que ellos son los culpables.

OCUPADOS, vais a tener que haceros visibles, de alguna manera, para que os escuchen, o tendréis que vivir  cada vez con menos espacio. La libertad que te roba el ocupa, es la que tú y yo les permitimos. Si los políticos miran para otro lado, tendremos que hacer que vuelvan la cara. Tu casa es la consecuencia de tu sacrificio y de unas reglas de juego. Si quieren deshacer el juego que nos devuelvan el dinero.

Si los bárbaros invaden tu forma de vida, y no se protege tu derecho, habrá que pensar en hacer las cosas igual que los OCUPAS, sólo que al contrario.

Como administrador de fincas, que padece esta lacra a través del sufrimiento que se me transmite y que he podido comprobar, no tengo otro consejo que dar. Es mi opinión personal y comprometida con la realidad que vivimos, y no represento a nadie ni hablo en nombre de nadie, lo hago exclusivamente en mi propio nombre. Sé que me llamarán facha o cosas similares, a esos que así lo hagan, les deseo una epidemia de ocupas, y que me llamen después.

¡NO TODOS LOS PRINCIPIOS SON IGUALES! - Martín Martínez (15 de marzo de 2021)

Cuando la descoordinación es muy evidente, cuando el alboroto se vuelve muy molesto, cuando abundan las declaraciones raras. Cuando ocurre esto, no es extraño que alguien pregunte: ¿Quién manda aquí? De esta pregunta, enormemente importante hay muchas versiones: ¿Quién lleva el timón? ¿Quién lleva la batuta? ¿Quién corta el bacalao?

La pregunta es importante, sobre todo, si has sufrido el desgobierno. En las escuelas pasa a menudo. Hay niños que necesitan que el profesor se imponga.

Concretando: ¿Quién mandaba en Cataluña durante el proceso, y quién manda ahora? ¿Quién manda dentro del gobierno central? Las exhibiciones de Pablo Iglesias, hacen que la pregunta sea muy oportuna. ¿Quién manda en las calles de Barcelona, cuando se rompen escaparates, se queman contenedores, y se saquean comercios?...

A lo largo de mi vida, he visto muchos padres, muchos profesores y muchos gobernantes, que por no tener entre sus principios «el de autoridad, o jerarquía», mandan mal. En este terreno, yo he visto estúpidos, que justifican los disturbios, e incluso los animan. Ahora estoy pensando en el partido morado y en el expresidente Torra.

RÍOS ¿POLÍTICOS? - Manuel Muñoz de Luna Sánchez (14 de marzo de 2021)

En el año 1956, entre otros, se fundaron dos pueblos: Alberche del Caudillo (Toledo) y Tiétar del Caudillo (Cáceres), ambos están a una distancia de 30 kilómetros en línea recta, aproximadamente, a mitad de camino se encuentra Oropesa de Toledo.

Los tres están situados en la comarca denominada "Campo de Arañuelo", perteneciendo esta comarca a Castilla hasta mediados del siglo XIX que dividió indicada comarca en dos: En la parte oriental quedaron los términos de Oropesa y Calera, que pasaron a depender de Castilla la Nueva y de Toledo (Alberche del Caudillo es una pedanía de Calera y Chozas); la parte occidental a Extremadura, de Cáceres. A mediados del siglo pasado, todos los pueblos que pertenecían a la Campana de Oropesa, pasaron a la Diócesis de Toledo y dejaron la de Avila.
Pasando los años, Alberche y Tiétar, han perdido, prácticamente su apellido común, que les hacía diferentes a los demás pueblos que pueden estar situados cercanos a un río y tener como referencia al mismo.

Como ambos pueblos están situados en una comarca común (Campo de Arañuelo), aunque en diferentes provincias (Toledo y Cáceres) no será descabellados que pasaran a ser identificados como Alberche del Arañuelo (Toledo) y Tiétar del Arañuelo (Cáceres).

PUEBLOS SIN IMPUESTOS EN CASTILLA LA MANCHA - Daniel Mora Huerta (14 de marzo de 2021)

El “farol” que Page manda a Ayuso (por su supuesto paraíso fiscal en la Comunidad de Madrid), resulta ser la solución de Castilla La Mancha. Crear pueblos sin prácticamente impuestos autonómicos, como consecuencia (o más bien, como contrarresto) de la –según Page- competencia fiscal desleal autonómica.

Esta medida de Page resulta ser pionera en toda España. Si nos abstraemos un poco y miramos esta medida desde fuera podemos ver hasta cierto punto cómico, pues se trata de un miembro del partido socialista hablando de “mini-paraísos” fiscales rurales. Desde luego, si alguien del PSOE es capaz de hacerlo, es Page.

Castilla La Mancha es, desgraciadamente, una de las regiones más afectadas y que más problemas tiene en cuanto a crecimiento demográfico y despoblación. Una de las soluciones (para mí, la principal) para luchar contra la “España vaciada” es precisamente un régimen fiscal atractivo. No tiene ningún sentido que las regiones que más sufren esta despoblación, sean a la vez las que mayor presión fiscal contengan. ¿Quién va a querer instalarse en un sitio donde no hay apenas población o la que hay está cada vez más envejecida y encima pagas más impuestos que en la de al lado que te triplica –en el mejor de los casos- en población y en oportunidades de negocio? Las políticas tienen que ir en la dirección opuesta. Se tienen que crear incentivos y políticas fiscales atractivas si quieres que alguien se instale en tu pueblo, en tu ciudad pequeña, en tu provincia “vaciada”.

Si se crea un  régimen fiscal atractivo, algunas empresas de regiones adláteres o incluso de otros países, pueden plantearse la instalación o la deslocalización en tu región. En vez de señalar a Madrid, hay que competir con Madrid. Crea entornos atractivos, y empresas de Madrid se irán a Castilla La Mancha, pues la vida es probablemente más económica y bastante más tranquila. La despoblación no se va a frenar por arte de magia (de hecho, hay indicios de que el decrecimiento cada vez es mayor).

Y no se trata de rebajar el nivel y la calidad de los bienes y servicios públicos. Se trata de optimizar al máximo cada euro y ser más eficiente que tu comunidad, que tu país vecino. Es cuestión de llevar una buena gestión del presupuesto y un comportamiento responsable del gasto.

Estoy seguro de que una desgravación de un 25% del tramo del IRPF correspondiente a la Comunidad Autónoma (además de un 10% adicional en el caso en el que se decida comprar una vivienda en la región) atraería a muchísimas empresas e inversionistas, y que en un corto plazo, se empezarían a ver los primeros resultados en cuanto a crecimiento poblacional.

 

CLASIFICAR - Martín Martínez (12 de marzo de 2021)

Podemos clasificar las personas siguiendo diferentes criterios. La clasificación de Cipolla no es sencilla, pero, es interesante: Inteligentes, desgraciados, estúpidos y malvados. Este economista decía que los estúpidos son peores que los malvados. Pues, se perjudican, incluso a sí mismos. Ejemplos de estupidez: Subir demasiado los impuestos, ocasionando un cierre masivo de empresas, o una fuga masiva de contribuyentes. Limitar demasiado el precio de un producto, ocasionando una excesiva reducción de la oferta. «Votar, favoreciendo lo que te toca perseguir». «Animar los disturbios, y al mismo tiempo, enviar la policía». Y un ejemplo más: «Vender el burro, para comprar paja».

Como os decía, la clasificación de este economista, ¡me gusta!. Y se me ocurre una clasificación más: Los tóxicos y los no tóxicos. Disruptivos los primeros y saludables los demás. Al igual que la contaminación y las toxinas provocan el deterioro de los organismos vegetales y animales. Los amigos y los políticos tóxicos, también hacen daño. Los primeros se cargan tu autoestima. Y los segundos dificultan el funcionamiento de las organizaciones. Los políticos, que solo piensan en la confrontación y en los votos, se consideran tóxicos. Yo, ahora estoy pensando en los extremos del mapa catalán: Los independentistas de Puigdemont. Y los españolistas de Abascal.

CLASIFICAR - Martín Martínez (12 de marzo de 2021)

Podemos clasificar las personas siguiendo diferentes criterios. La clasificación de Cipolla no es sencilla, pero, es interesante: Inteligentes, desgraciados, estúpidos y malvados. Este economista decía que los estúpidos son peores que los malvados. Pues, se perjudican, incluso a sí mismos. Ejemplos de estupidez: Subir demasiado los impuestos, ocasionando un cierre masivo de empresas, o una fuga masiva de contribuyentes. Limitar demasiado el precio de un producto, ocasionando una excesiva reducción de la oferta. «Votar, favoreciendo lo que te toca perseguir». «Animar los disturbios, y al mismo tiempo, enviar la policía». Y un ejemplo más: «Vender el burro, para comprar paja».

Como os decía, la clasificación de este economista, ¡me gusta!. Y se me ocurre una clasificación más: Los tóxicos y los no tóxicos. Disruptivos los primeros y saludables los demás. Al igual que la contaminación y las toxinas provocan el deterioro de los organismos vegetales y animales. Los amigos y los políticos tóxicos, también hacen daño. Los primeros se cargan tu autoestima. Y los segundos dificultan el funcionamiento de las organizaciones. Los políticos, que solo piensan en la confrontación y en los votos, se consideran tóxicos. Yo, ahora estoy pensando en los extremos del mapa catalán: Los independentistas de Puigdemont. Y los españolistas de Abascal.